1:51 am - Jueves Enero 23, 2020

Editorial: Carabineros y su imagen

Claudio Nuñez
carab

Es probable que la institución tenga antecedentes que les permite rebatir las conclusiones del HRW. Es posible. Pero ello no da pie para eludir la crisis institucional de Carabineros de Chile que se profundizó luego del asesinato  del comunero mapuche Camilo Catrillanca, que ya venía con un oscuro panorama luego de conocerse el escándalo que significó la “Operación Huracán” y el desfalco de recursos fiscales por más de $28 mil millones. Los dos primeros ocurrieron en nuestra región.

El martes 26 de noviembre se abrió un potente flanco hacia el gobierno en materia de derechos humanos. Ese día, el director de la División de las Américas de Human Rights Watch, José Miguel Vivanco presentó el informe elaborado por dicha institución en relación a las vulneraciones a los derechos fundamentales ocurridas en el país desde el pasado 18 de octubre.

Junto con denunciar varias irregularidades cometidas por Carabineros, el reporte apuntaba a una urgente reestructuración de la institución uniformada. Luego que se dieran a conocer estos antecedentes, el gobierno sostuvo que recibió con “dolor” el documento y solicitó un informe a la policía, el que arribó en los últimos días.

Luego, el alto mando respondió a dicho informe. Dicha contestación desmentía las cifras entregadas por HRW en relación a las que los propios Carabineros manejaban. Horas después que se hiciera pública la réplica de la policía, el propio Vivanco replicó a las cifras entregadas por la institución.

A través de su cuenta de Twitter, el miembro de HRW respondió a “los sorprendentes cuestionamientos de Carabineros sobre la validez de las cifras incluidas en nuestro informe publicado el 26 de noviembre en La Tercera.com

Vivanco establece sus profundas diferencias con las respuestas de Carabineros, en los sucesos ocurridos en el país hasta el 2 de diciembre. Hace presente diferencias entre las fechas y las fuentes consultadas por cada uno de los organismos: “Carabineros sostiene que solo hay 1.195 lesionados al 2/12. Nuestro informe documenta 11.564 casos de heridos al 22/11. Nuestra fuente: Ministerio de Salud”.

“Carabineros sostiene que solo hay 376 heridos por perdigones. Nosotros decimos, en cambio, que hubo 1.015. Nuestra fuente: el INDH en su informe del 21/11”, agrega el representante de HRW.

Es probable que la institución tenga antecedentes que les permite rebatir las conclusiones del HRW. Es posible. Pero ello no da pie para eludir la crisis institucional de Carabineros de Chile que se profundizó luego del asesinato  del comunero mapuche Camilo Catrillanca, que ya venía con un oscuro panorama luego de conocerse el escándalo que significó la “Operación Huracán” y el desfalco de recursos fiscales por más de $28 mil millones. Los dos primeros ocurrieron en nuestra región.

Todos estos sucesos han afectado fuertemente la imagen y reputación de la institución que hasta el 2016 era la que más confianza generaba en los chilenos, de acuerdo a la encuesta CEP. Actualmente, la entidad se encuentra lejos del primer lugar.

Habría sido distinto si se hubiera pedido perdón a la familia del comunero mapuche. Nunca es tarde para hacerlo y sería un gesto de reconciliación nacional.  Si se hubiere realizado una auditoría externa en todos sus procesos financieros para evitar situaciones de fraude como los que ocurrieron en el llamado “pacogate” durante 2018, habría ayudado a que la institución se pueda centrar en su trabajo. Nunca se había escuchado en nuestra historia, que Carabineros estaba “sobrepasado”.

Single content advertisement top
jorge aguirre 04 ok

“Sobrepasados… ¿Quienes?”

vazquez

Opinión: Descentralización de las Finanzas Públicas

Related posts